Katy Perry no tiene un pelo de tonta

IMAGEN-16394163-2

La cantante ha convertido su imagen en una jugosa marca. Llegará el próximo viernes a Bogotá.

Según la película ‘The Interview’ –aquella parodia que enfureció a Corea del Norte y ocasionó un ciberataque sin precedentes–, el futuro del planeta depende de que el adusto líder coreano Kim Jong-Un confiese su mayor debilidad: su fascinación con Katy Perry.

La cantante de pop, nacida en Santa Barbara, California (EE. UU., y criada en un hogar de pastores pentecostales (cantaba entonces música góspel), es una de las artistas más influyentes para las nuevas generaciones y ha elaborado, especialmente en sus comienzos, una propuesta artística que cruza dos elementos en teoría opuestos: la dulzura de un mundo de algodón y ensoñación, frente a una sensualidad absoluta que la ubica en el ‘ranking’ de la revista ‘Maxim’ entre las más bellas del mundo.

 
 

Y ha sabido sacar fruto de ello, con un balance de 81 millones de álbumes vendidos en todo el mundo y una posición privilegiada en la historia de los listados de ‘Billboard’ con éxitos que han sonado hasta el cansancio como: ‘Roar’, ‘I Kissed a Girl’, ‘Last Friday Night’, ‘Part of Me’, ‘Dark Horse’, ‘Hot N’ Cold’, ‘Firework’ o ‘Teenage Dream’.

Perry viene por primera vez a Colombia este viernes, para un concierto en el Parque 222 (en el norte de Bogotá) que ha convocado masivamente a los fanáticos colombianos que ha cosechado desde la segunda mitad de la década pasada.

Hace seis años, el mundo la veía cantando la aparentemente insulsa ‘Hot N’ Cold’, una diatriba cómica acerca de la falta de seriedad de los hombres a los que recriminaba: “Tú cambias de parecer como una chica cambia de ropa”.

Apenas después del estreno, volvió a sacudir internet cuando fue invitada a Plaza Sésamo para cantar su éxito con Elmo. Ese día, el público del programa se multiplicó: además de los niños, estaban atentos millones de ojos que se clavaron en su escote pronunciado, algunos con deseo y otros con actitud acusadora: “Es el colmo, ¿a qué están expuestos nuestros hijos?”, sentenciaban las voces conservadoras.

Perry supo sacarle jugo a la polémica. No mucho tiempo después, apareció en un sketch del programa adulto ‘Saturday Night Live’, luciendo una muy ajustada camiseta roja con la cara de Elmo, cuyos ojos coincidían simétricamente con sus senos, que sacudía sin ningún pudor. Con mucho humor negro, se burló de sus críticos y de nuevo las redes se convirtieron en su emporio.

Detrás de la cantante sexy se esconde un personaje muy particular, que tenía claros sus sueños desde muy joven, cuando decidió validar el bachillerato a los 15 años para consolidar su carrera en la música. Y aunque venía de un hogar evangélico, algo de locura residía en casa: su madre, Mary Perry, fue novia de Jimi Hendrix, de lo que la cantante ha dicho en entrevistas: “Oh, madre, no debiste ser tan aburrida con él ¡yo habría podido ser una Hendrix!”.

Como sea, Perry ya ha hecho historia en el pop, apoyada por su club de fanáticos, los Katy Cats. Por ejemplo, su álbum ‘Teenage Dream’ (2010) cosechó cinco números 1 en Billboard, algo que solo había logrado Michael Jackson con ‘Bad’. Uno de sus videos, el de ‘Dark Horse’, superó la significativa cifra de 1.000 millones de reproducciones en Vevo.

Y también ha hecho eco de su voz para otras causas. Por ejemplo, es una declarada activista por los derechos de los gais, aportando su voz a quienes se opusieron a la Propuesta 8, la enmienda que buscaba el matrimonio como una figura hombre-mujer en California. Gracias a esto, se unió a la candidatura de Barack Obama para su segundo periodo.

Detrás de la figura pop también está una cantautora que ha aportado letras y melodías a otras cantantes, como Selena Gómez, e incluso uno de sus intereses poco explorados es que por un tiempo estudio canto lírico y ópera italiana.

También están las excentricidades a su alrededor, como el hecho de que se ha tatuado en los tobillos símbolos que representan sus álbumes. También confesó en una entrevista que una vez, en los camerinos de los Premios Grammy, les pidió a Miley Cyrus y Taylor Swift que le regalaran un mechón de pelo y los lleva en su cartera como una suerte de amuleto.

Su último álbum, del 2013 y que enmarca esta gira actual, se titula ‘Prism’, del que se desprende ‘Roar’, la canción más sonada de Perry en Colombia. Su concierto en Bogotá recorrerá todos estos éxitos y augura una noche de sueños adolescentes.

Una carrera de discos y películas
La cantante se ha proyectado en los dos campos artísticos.

Sus álbumes son: ‘Katy Hudson’ (2001, de su carrera en el góspel); ‘One of the Boys’ (2008), ‘Teenage Dream’ (2010) y ‘Prism’ (2013).

Además, en el cine, participó en ‘Los Pitufos’ (2011) y ‘Los Pitufos 2’ (2013), y ha puesto en salas varias películas biográficas y videoconciertos: ‘Part of Me’ (2012), ‘The Prismatic World Tour’ (2015) y ‘Katy Perry: Making of the Pepsi Super Bowl Halftime Show’ (2015).

¿Cuándo y dónde?

El viernes 9 de octubre en el Parque Deportivo 222. Boletas: 150.000 y 320.000 pesos en Tuboleta.com. El ingreso está permitido para mayores de 6 años. Todos los menores deben acudir con un adulto responsable.

FUENTE: www.eltiempo.com

Esta noticia te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*